APONEUROSIS DEL CUELLO

La Aponeurosis superficial del cuello, se continúa con la aponeurosis superficial de cara, tronco y extremidades; las características de la región son que la aponeurosis es delgada hacia la cara anterior, para irse engrosando y adquiriendo más grasa y tejido fibroso, teniendo su máximo en la nuca, en este sitio es común una enfermedad llamada ántrax que puede ser causada por diversos microorganismos como bacillus anthracis, esta consiste en una úlcera que debido al tejido propicio (ya que hay grasa, pocos vasos sanguíneos y linfáticos, lo que limita la respuesta inmune) se puede extender a planos profundos, donde la aponeurosis profunda como un de sus funciones limita la infección a cierta zona para evitar que se disemine por todo el organismo.

 

La aponeurosis profunda se divide en tres hojas que son:

 

Aponeurosis prevertebral: esta se fija hacia arriba en el occipital, desciende situándose por delante de los cuerpos vertebrales y los m. Largo del cuello y recto anterior mayor de la cabeza a los que envuelve; envía tabiques a los músculos profundos del dorso y esta separada de la aponeurosis bucofaríngea por un espacio potencial retrofaríngeo, continua extendiéndose lateralmente sobre el escaleno anterior, medio, angular del omóplato y esplenio de la cabeza, a los cuales envuelve, y recordemos que el plexo braquial y la arteria subclavia se sitúan entre los escalenos, entonces la aponeurosis les forma un manguito que los envuelve la vaina axilar. Por último la aponeurosis hacia abajo se fusiona al lig. vertebral común anterior.

 

Aponeurosis pretraqueal: hacia arriba se fija a la línea oblicua del cartílago tiroides y cricoides, desciende formando una envoltura para la g. tiroides envuelve a los músculos infrahioideos, y lateralmente se continúa con la vaina carotídea que contiene a la yugular interna, carótidas primitiva e interna y al nervio vago o neumogástrico o X par craneal. Esta fija a la aponeurosis que cubre al esternocleidomastoideo y de esta manera se continúa con la fascia prevertebral. Hacia abajo la aponeurosis se fusiona con el pericardio fibroso, de aquí que se dé el “desplazamiento traqueal” cuando hay algún padecimiento cardiovascular como un aneurisma de la aorta.

 

Hoja de revestimiento: hacia arriba y de atrás adelante se fija en la protuberancia occipital externa, continúa por la línea occipital superior, sigue por la cresta supramastoidea de temporal y antes de llegar a la parótida se divide en dos hojas, superficial y profunda que recubre a la glándula parótida y constituye la aponeurosis parótidea, la hoja profunda se fija a la apófisis estiloides y forma una condensación que constituye el ligamento estilomaxilar que llega hasta el ángulo del maxilar inferior, la hoja continúa su inserción siguiendo la línea milohioidea; mientras que la hoja superficial se fija al arco cigomático pasa sobre la parótida, luego cubre al masetero y se inserta en el borde inferior del maxilar inferior, esto en su porción superior y por debajo estas dos hojas se insertan en el asta mayor y cuerpo del hioides. Luego la aponeurosis en su porción media (por debajo de hioides) se fija hacia atrás en las apófisis espinosas de las vértebras, continúa hacia delante y se desdobla para cubrir al trapecio y se cierra en el techo del triángulo posterior, luego se vuelve a separa para envolver al esternocleidomastoideo y volver a unirse en el techo del triángulo anterior y terminar en la línea media del cuello. Su inserción inferior de atrás adelante es en acromion, clavícula y cara anterior del mango del esternón. Además encontramos que por encima de la escotadura traqueal de la hoja de revestimiento se desprende otra fascia que se fija en la cara posterior del mango del esternón, así que entre esta hoja y la original queda un espacio, la fosa supraesternal donde se localiza el arco de las yugulares

Por el 20-03-2012 Categoria: Aponeurosis

Comparte este artículo...

Your email address will not be published. Required fields are marked *

0 comentarios