Categoría: Nervioso

La arteria cerebral posterior

La arteria cerebral posterior proviene del tronco basilar, va a describir una curva hacia atrás y afuera rodeando a la cara externa del pedúnculo cerebral, para dirigirse hacia el polo occipital del encéfalo, va dar ramos perforantes y corticales.

Entre los corticales van a estar los ramos temporales, los cuales van a irrigar a la cara interna del lóbulo temporal y los occipitales, los que van a irrigar a la cara interna de este lóbulo y al
borde externo de estas mismas zonas.

La arteria cerebral media

La arteria cerebral media es la rama más directa de la arteria carótida interna y se le puede considerar su rama terminal, por lo tanto es la que tiene mayor presión y por esta causa es la arteria en la cual sus ramas puedan dar patologías hemorrágicas.

 

Esta arteria sigue un trayecto hacia atrás siguiendo a la cisura de Silvio, dando ramas perforantes y corticales; entre las perforantes están las que van a la ínsula y las que penetran al encéfalo por el espacio perforado anterior, varias de esta son llamadas estriadas o lenticuloestriadas por el área de irrigación, entre éstas, está la arteria de las hemorragias llamada también la de Charcot; las ramas corticales van a dar la irrigación a la cara externa de la gran mayoría del hemisferio cerebral estando en la porción del lóbulo frontal, parietal, temporal, y una pequeña área del occipital.

La arteria cerebral anterior

La arteria cerebral anterior va pasar hacia la línea media pasando por arriba del nervio óptico, después asciende en el surco interhemisférico donde se une con la del lado opuesto por la arteria comunicante anterior después va a describir una curva sobre la rodilla del cuerpo calloso, posteriormente se dirige hacia atrás por arriba de este mismo y por debajo de la hoz del cerebro.

 

Va a dar ramos perforantes en donde el más importante es la arteria de Heubner, la cual se intreduce al encéfalo por el espacio perforado anterior para llegar al núcleo caudado, la cápsula interna y al putamen, otras al cuerpo calloso y a las estructuras cercanas. Los ramos corticales irán a una extensa zona de la cara interna del hemisferio cerebral y a la porción interna del área orbitaria del lóbulo frontal, y a la porción superior de los dos tercios anteriores del hemisferio cerebral.

GENERALIDADES DE LAS ARTERIAS DEL SISTEMA NERVIOS CENTRAL

Son tres pares de arterias cerebrales, las cerebrales anteriores, medias que provienen de la carótida interna y posteriores que provienen del tronco basilar; estas están unidas por un circuito arterial que se denomina el polígono de Willis.

 

Antes de comenzar a describir todo este sistema arterial mencionare que van a existir dos clasificaciones de las ramas de estas arterias, las primeras son las corticales, las cuales se distribuyen por la superficie de la corteza cerebral, generalmente siguiendo algún surco de esta misma y llevando su nombre; las otras ramas son las perforantes, las cuales van a introducirse al encéfalo para irrigarlo y van a diferentes estructuras como tálamo, núcleos básales, etc.
El polígono de Willis es un circuito arterial el cual esta formado por una arteria comunicante anterior la cual va a unir a las dos arterias cerebrales anteriores, y dos arterias comunicantes posteriores, las cuales provienen de la carótida interna y se dirigen hacia atrás para unirse a la arteria cebreral posterior y así creando el polígono; este polígono se localiza alrededor del quiasma óptico, y en el espacio interpeduncular, dará ramos arteriales a las meninges cercanas, al quiasma óptico, y formará un plexo arterial que irriga a la glándula hipófisis.